Matemáticas

ENSEÑANZA DE LAS MATEMÁTICAS

 

En la enseñanza de las matemáticas es esencial destacar el carácter cognitivo que tiene, su gran valía para desarrollar ciertas capacidades y metodologías en el alumnado, especialmente en los cursos del Primer Ciclo de la E.S.O, etapa en la que el alumnado empieza a desarrollar su capacidad de abstracción, permitiendo con ello la resolución de problemas cada vez más complejos.

 

En el Primer Ciclo de la E.S.O. las matemáticas inicialmente deberán ser entendidas casi exclusivamente en términos de los objetos abstractos sobre los que se basan las matemáticas: la geometría versa sobre las figuras, el álgebra sobre las propiedades y relaciones de los números, y la aritmética sobre dichos números. Pero a medida que vamos avanzando en el contenido del ciclo, debemos ir intentando modificar la visión de las matemáticas por parte de nuestro alumnado, haciéndoles ver que las matemáticas no necesitan restringirse a números y figuras, sino que pueden tratar con efectividad cualquier cosa. Es decir, que adquieran la capacidad de pasar de la abstracción a la aplicación en muchos aspectos de la vida real.

 

La etapa de la E.S.O. coincide aproximadamente con la adolescencia, etapa difícil que suele darse más tempranamente en las chicas que en los chicos. Podríamos decir que entre los doce y los dieciséis años se va abandonando la infancia para pasar a ser adulto, reforzándose la personalidad y adquiriendo mayores responsabilidades.

 

Primero de la E.S.O. resulta además esencial para el aprendizaje del alumno o alumna, ya que en este curso se enfrenta al mayor cambio que hasta el momento ha sufrido en su proceso de enseñanza. Pero dicho cambio a su vez, puede resultar un estímulo para el alumno o alumna, siempre que el profesor sea capaz de despertar y fomentar la curiosidad que en esos años es propia en alumnos y alumnas.

 

Además de que el estudio de las matemáticas es un importante ejercicio para desarrollar la inteligencia y la capacidad de razonamiento, en la realidad actual es imprescindible manejar ciertos conceptos matemáticos relacionados con la vida diaria, de ahí la importancia de esta asignatura en el currículo de la E.S.O.

 

En la actualidad las matemáticas son una herramienta versátil para cometidos prácticos y científicos. Las nuevas tecnologías están basadas en gran medida en contenidos matemáticos.

 

Desde el punto de vista académico, hemos de tener en cuenta que las matemáticas constituyen la base de numerosas cuestiones tratadas en otras asignaturas, por lo que sin un correcto conocimiento y manejo de esta base, el alumnado será incapaz de comprender plenamente el contenido de otras materias.

 

Por último destacar la importancia que debe tener a lo largo de este ciclo la resolución de problemas lo más cercanos posibles al alumnado. Para ello, debemos tratar de basarlos en sucesos cotidianos de forma que el alumno o alumna pueda descubrir la utilidad práctica de lo que está aprendiendo.

 

 Fuente: Francisco Luis Flores Gil

 

 

Didáctica de las Matemáticas - Primer Ciclo de Educación Secundaria (Francisco Luis Flores Gil)

Didactica de las Matemáticas - Primer Ci[...]
Documento Adobe Acrobat [574.4 KB]

EL PASO DE LA EDUCACIÓN PRIMARIA A LA EDUCACIÓN SECUNDARIA

 

La educación primaria (también conocida como educación básica, enseñanza básica, estudios básicos o estudios primarios) es la que asegura la correcta alfabetización, es decir, que enseña a leer, escribir, hacer cálculos básicos y adquirir algunos de los conceptos culturales considerados imprescindibles.

 

Su finalidad es proporcionar a todo el alumnado una formación común que haga posible el desarrollo de las capacidades individuales motrices, de equilibrio personal, de relación y de actuación social con la adquisición de los elementos básicos culturales, es decir, con los aprendizajes relativos mencionados anteriormente.

 

La educación básica constituye además, el primer paso para la educación secundaria y superior. En la mayoría de países constituye un estadio obligatorio y se imparte en escuelas o colegios. Los niños y niñas deben comenzar la educación primaria coincidiendo con el año natural en el que cumplen 6 años, y normalmente finalizan a los 11 años.

 

Los niños y niñas que acaban la Educación Primaria pasan al Primer Ciclo de la E.S.O., lo que supone para el niño y la niña posiblemente el mayor cambio experimentado en su educación. Este cambio es visto como un reto por el alumnado, por lo que es normal que de inicio en la E.S.O. el estudiante se sienta muy inseguro, tanto en sus capacidades como en sus conocimientos. Por lo tanto será esencial que el profesor intente en este Primer Ciclo de la E.S.O. aumentar la autoconfianza del alumnado.

 

A partir de los 12 años el alumno y la alumna van adquiriendo y desarrollando su capacidad de abstracción, lo que hace que en asignaturas como matemáticas o física los docentes puedan intentar grandes avances en su educación científico-matemática.

 

 

Fuente: Francisco Luis Flores Gil